Envuelto en llamas, así quedó en las imágenes que se reprodujeron en los medios de comunicación, el camión de la empresa Electricaribe que esta semana fue quemado por las comunidades que residen en el corregimiento de Palestina, en el sur del Cesar y que bloquearon la vía Tamalameque-El Burro para manifestar su inconformismo por los reiterados cortes de energía.

Optaron por esa vía de hecho, al igual que en distintas partes de la costa, como recientemente ocurrió en el barrio Las Moras, entre Barranquilla y el municipio de Soledad (Atlántico), donde luego de completar más de 24 horas sin luz la medida fue tomarse la Murillo, una de las vías más transitadas de la zona.

El bloqueo fue en plena hora pico y se postergó por unas horas, en la noche, hasta que uniformados de la Policía, junto con miembros del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad), llegaron para enfrentarse a los civiles que prefirieron la violencia antes que seguir aguantando calor y ser testigos de cómo se dañaban los productos que tenían en sus neveras.

Saldo de la trifulca: un bus del sistema integrado de transporte masivo Transmetro afectado por piedras y varias personas golpeadas y con síntomas de asfixia por los gases lacrimógenos que fueron disparados.

En Las Moras la energía está deficiente en un 60 por ciento. Aquí vienen a pegarnos por bloquear vías, pero nosotros pagamos el recibo que es bien caro

Según la Policía, cada vez que se toma la decisión de sacar al Esmad a las calles para sofocar alguna protesta el costo es de un promedio de 4 millones de pesos. Solo en lo que va del año, ese escuadrón especializado ha tenido que actuar en por lo menos unas 30 ocasiones como método de barricada para despejar vías por temas de manifestaciones por aquellos inconformes por distintos motivos.

Situaciones como la anterior, en lo que va del año, con corte de final de mayo pasado, produjeron, además, que la empresa Transmetro se haya gastado 74 millones de pesos en arreglos de infraestructura de las estaciones, mientras que en el 2018 los costos por ese mismo rubro ascendieron a los 416 millones de pesos.

Y aunque es cierto que todas las manifestaciones de la ciudad y su área metropolitana no obedecen solo al malestar por el deficiente servicio de energía, las protestas y bloqueos de vías siguen a la orden del día.

José Méndez, veedor ciudadano del barrio Las Moras, en Soledad, advierte sobre las afectaciones en la salud que les dejan a las personas de su comunidad cada vez que se presentan los enfrentamientos con la Policía.

Y aunque es consciente de que bloquear las vías no siempre es la solución, también insiste en que parece que es la única manera de ejercer presión ante un problema que no es de ahora y que poco a poco ha ido agotando su paciencia.

“Cambiaron los cableados de cobre por de aluminio y ese material no aguanta la presión de la corriente y se vuelan los transformadores a cada rato. Cada día de por medio aquí se va la luz y luego llega la Policía a enfrentarse con los muchachos de por aquí y queda el sector convertido en una batalla campal. Me ha tocado ver las vainillas de los gases lacrimógenos en la puerta de mi casa y todo ese gas se metió a mi casa afectando a dos niñas de 4 años y 8 meses de nacida. La comunidad se está armando de nuevo porque nada más ayer (jueves) se fue la luz dos veces en menos de una hora”, denunció Méndez mientras señala el techo de su casa lleno de huecos por cuenta de las piedras que vuelan durante las revueltas.

Cada día de por medio aquí se va la luz y luego llega la Policía a enfrentarse con los muchachos de por aquí y queda el sector convertido en una batalla campal.

El pasado viernes 26 de julio, también, en horas de la tarde, decenas de personas bloquearon con llantas, piedras y palos la avenida Circunvalar, a la altura del cementerio Jardines de la Eternidad del Sur, en Barranquilla, debido a las constantes interrupciones del servicio. Esa vía de hecho provocó un trancón de grandes proporciones en el carril que iba en sentido sur norte y otra vez, por varias horas, lo único que pudo acabar con la protesta fue la llegada de la luz.

Son solo algunas tomadas como ejemplo, pues la situación sigue presentándose en varios lugares de la costa por cuenta del estado de la empresa que en diciembre de este año cumple tres años de haber sido intervenida por el Gobierno Nacional.

 

Contratistas sienten represalias

Y los episodios violentos pueden ser peores como el de un técnico contratista del área de lectura de Electricaribe que el pasado 6 de junio fue amarrado y retenido por un grupo de usuarios en protesta, de nuevo, por la falta de energía en el sector de Bella Murillo, en el municipio de Soledad.

Fue hasta que logró comunicarse con la empresa, con la cual mantuvo contacto reportando la situación.

Al lugar hizo presencia la Policía del Cuadrante que le advirtió a los usuarios que no podían hacer eso porque incurrían en el delito de secuestro simple, a lo que seguían respondiendo que se trataba de un problema que nadie les resuelve como es la falta de energía.

Por el momento, es reiterativo que la empresa anuncie los horarios de suspensión del servicio por motivos de mantenimiento, sobretodo los fines de semana, pero además de lo que se da a conocer a las comunidades, es constante las fluctuaciones en la energía y apagones generales sin importar la hora y el sector de la capital del Atlántico.

 

Así va la empresa

En cuanto al estado actual de la empresa Electricaribe, la Superintendencia de Servicios Públicos, que se encarga de la intervención, explicó que actualmente se está en el inicio de la etapa con las empresas calificadas, “que es la más importante porque las firmas van a tener la posibilidad de acceder al cuarto de datos, de hacer visitas de campo para conocer la infraestructura, de tener acceso a presentaciones de gerencia en la compañía y de contar con toda la información necesaria para analizar, hacer sus valoraciones y estructurar sus ofertas para participar en las subastas del mercado de energía del Caribe que se realizarán en el último trimestre de este año”.

Las seis empresas precalificadas fueron notificadas por Electricaribe y sus nombres están sujetos a reserva de conformidad con lo establecido en el reglamento del proceso publicado en la página web de la misma.

Hasta septiembre, las firmas podrán tener acceso al cuarto de datos de Electricaribe para conocer la situación administrativa, comercial, financiera y operativa de la empresa, para posteriormente presentar sus ofertas.

 

 

Fuente: https://www.eltiempo.com/colombia/barranquilla/apagones-de-electricaribe-avecinan-nueva-guerra-en-municipios-de-la-costa-396474

Related Post

GLP: Autogas y recipientes.

El gas licuado de petroleo, GLP, que no es lo mismo que el gas natural, es un energético...

Compilación de la...

Resolución CREG 114 de 2017. Por la cual se ajustan algunos aspectos referentes a la...

Lo que trae la nueva...

El pasado viernes la CREG publicó la tan esperada resolución que define los nuevos...

GLP: COMENTARIOS A LA...

Con el propósito de garantizar la continuidad en el abastecimiento de Gas Licuado de...

Nuevos Aspectos del Mercado...

...

Cargo por Confiabilidad....